por qué lloran los niños
Crianza

¿Por qué lloran los niños?

Últimamente, mi crío no deja de llorar, llora por todo, a cualquier hora y en casi cualquier situación. Ha entrado en la etapa de las rabietas de lleno. Si tenemos que volver a casa porque ya es la hora de la cena, llora porque quiere quedarse en el parque. Si está haciendo algo con plastilina y se le deforma o le hago algo y no le gusta, llora. Y, además, tiene que ser dicho y hecho. Eso de esperar, no le va. ¡Hasta por tener que esperar para calentarle la comida, llora!    

¿Por qué lloran los niños?

Depende de la situación. Unas veces lloran por frustración, como cuando está construyendo una torre con piezas y se le cae, por lo que se enfada y las tira todas para, posteriormente, romper a llorar. Otras veces, lloran por comprensión, para ser comprendidos, porque nos necesitan y piensan que de esta forma les llegará una muestra de afecto por nuestra parte. Y, en otras ocasiones, lloran porque tienen que expresar sus sentimientos y llorar es parte de su lenguaje.    

¿Qué debe evitarse cuando un niño llora?

Lo primero, evita decirle que deje de llorar. Ese no llores viene a ser el mismo que cuando un adulto te dice que está mal y tú le contestas diciéndole no estés mal.

No juzgues ni minimices la causa del llanto. El niño puede tener diversos motivos y lo que para nosotros puede ser una tontería, para él puede ser el centro de su mundo en estos momentos. Tampoco tiene por qué ser un motivo coherente, los adultos también somos incoherentes más veces de las que pensamos.

Criticarlo o compararlo con otros niños. Si está llorando, encima no le hagas sentirse peor aún. Ves, ya estás haciendo algo incoherente con esta actitud.

Por nada del mundo lo ignores y lo dejes solo. No lo dejes pataleando en el suelo con su berrinche, que será cada vez mayor para que lo escuches desde lejos, allí donde estés. Puede ser que lo que quiera es justo lo contrario a que lo ignores, es decir, que le prestes un poco de atención.    

En cambio, ¿qué debes decirle para acabar con esa situación?

Dile que expresar sus emociones está bien. Llorar no es malo cuando no pase de ahí, cuando no se convierta en un berrinche desconsolado y descontrolado.

Exprésale que tus sentimientos son los mismos cuando te encuentras en situaciones que te desbordan. Esto es algo así como intentar normalizar el llanto, es como no verlo como algo malo, siempre que no se convierta en pataleta desmesurada.

Pregúntale si necesita ayuda. De esta forma, le estás prestando la atención que necesita en este momento.

Y, por último, abrázalo. Es lo que va a hacer que se le acabe el sofocón en un instante, te lo digo por experiencia. Mi niño es demasiado pequeño para comprender qué son los sentimientos y hablarle de ellos, pero en cuanto le doy un abrazo, se le pasa todo lo malo que le esté ocurriendo y vuelve a sonreír.        

¿Cómo lleváis los llantos de vuestros hijos? ¿Qué hacéis para que cesen de llorar?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: Gabriel Benítez Márquez.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a IONOS que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Pueblo VS Ciudad

agosto 15, 2019

El método BLW

agosto 20, 2019

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad